viernes, 7 de agosto de 2015

Darse contra un muro


Qué pena no entenderse.

Hablando la misma lengua, no hablamos el mismo idioma.

(Lástima que el Esperanto nunca triunfara).


No hay comentarios:

Publicar un comentario